Florida demanda a las farmacéuticas por los opiáceos

Florida demanda a las farmacéuticas por los opiáceos

0
Compartir

El avaricioso ”negocio de la enfermedad o de las drogas legales’’ es un juego muy peligroso. La guerra del opio la continúan ganando las farmacéuticas, a pesar de que sus armas terapéuticas son defectuosas y están dejando heridos e incluso fallecidos.

En diez años, más de 650.000 personas podrían morir por sobredosis. El presidente de los Estados Unidos declaró el estado de emergencia sin dejar muy claro qué medidas se tomarán para afrontar la crisis. En este momento, 100 personas mueren a diario por el abuso de opiáceos en Estados Unidos.

Según un informe del Centro Nacional de Estadísticas de Salud (NCHS), más de 63.600 personas murieron por sobredosis de drogas en 2016 en Estados Unidos, un 21 % más que en 2015.
De esas muertes, 42.249 fueron por opiáceos sintéticos como el fentanilo, el tramadol, también por opiáceos naturales como el oxicodona, todos ellos potentes analgésicos que se venden bajo receta médica.

La ciudad estadounidense Delray Beach (Florida) interpuso una demanda federal contra las compañías farmacéuticas y distribuidores de fármacos por su presunta parte de responsabilidad en la llamada “crisis de los opiáceos”. Esta crisis no viene de ahora, los opiáceos han causado una avalancha de fallecimientos desde hace más de una década.
Los demandantes acusan a los fabricantes de fármacos de haber puesto en marcha una “estrategia coordinada” para cambiar la manera en que médicos y pacientes se plantean el manejo del dolor, con vistas a elevar los beneficios de la poderosa industria del medicamento. La acusación confirma que las compañías demandadas supuestamente pagan a los médicos para que receten potentes y adictivos analgésicos.

Según el Washington Post, 38 % de los estadounidenses consume analgésicos con o sin la aprobación de un profesional médico.

El pasado 13 de junio, el fiscal general Jeff Sessions sancionó a 412 doctores, enfermeras y otros profesionales médicos involucrados en un esquema ilegal para recetar y distribuir pastillas de oxicodona, un analgésico opioide altamente adictivo.  La farmacéutica Mallinckrodt, responsable de la producción del medicamento, aceptó pagar una multa de 35 millones de dólares por los fallos en su cadena de producción que permitieron la fabricación excesiva de oxicodona y su llegada a las calles.

Según los medios de comunicación de la zona de Delray Beach (Florida), ciudad que es conocida como la capital de la rehabilitación de drogas duras de Estados Unidos, la demanda cifra en unos 3 millones de dólares el costo de atender las casi 700 sobredosis ocurridas allí en 2016. Otras ciudades, como Chicago y Dayton presentaron demandas similares.

Mientras tanto, el mercado mundial legal e ilegal del opio seguirá enganchando a nuevas victimas.

 

Fuentes

Trump declara emergencia de salud por crisis de opio

http://www.lasexta.com/noticias/sociedad/alarma-en-eeuu-por-el-alto-numero-de-muertos-por-sobredosis-de-opiaceos-que-se-prescriben-como-analgesicos-para-aliviar-el-dolor_201708055985efa50cf2c0f413704e44.html

Más información

https://www.wsws.org/es/articles/2017/10/21/opio-o21.html

https://www.infobae.com/america/eeuu/2017/05/20/alarma-en-estados-unidos-de-la-moda-de-los-opiaceos-al-boom-de-la-heroina/

Compartir

Dejar una respuesta