La sal saludable, 5 alternativas para sustituir la sal común

La sal saludable, 5 alternativas para sustituir la sal común

0
Compartir

La sal es un mineral cristalino compuesto por dos elementos: sodio y cloruro. Su nombre común es cloruro de sodio. Tanto el cloruro como el sodio son esenciales para vivir y realizan funciones importantes en el cuerpo. El mayor uso que se le da a la sal es el de dar sabor a las comidas.

El consumo de sal tiene una serie de inconvenientes a tener muy en cuenta, su consumo habitual y excesivo puede causarnos enfermedades cardiovasculares o problemas de la circulación como hipertensión.

El problema de la sal común que se vende normalmente, es su refinación, no es pura, contiene aditivos tóxicos. Este tipo de sal se somete a un proceso químico para su posterior procesamiento y envasado. ”La sal refinada perjudica la salud’’. Sin embargo, tenemos muchas variedades de sal que son beneficiosas para la salud, que más adelante os voy a mostrar.

Se recomienda un máximo de 5 gramos al día, que equivaldrían a 2g de sodio, pero no hace falta que consumamos tanta sal, ya que la mayoría de los alimentos ya la llevan incorporada, sobre todo los procesados. El problema de la sal actual es que está tan refinada que la común, pierde casi todos sus minerales mientras sigue siendo alta en sodio. ”Cuidado con la sal que esta oculta en los alimentos procesados”.

La sal marina contiene más yodo, a nivel general es mejor que la sal común, pero lo malo de esta sal es que debido a la contaminación actual de los océanos, podría contener trazas de metales pesados como el plomo. Además, su contenido en sodio sigue siendo muy alto y en exceso puede ser perjudicial, por lo tanto su uso debe de ser controlado.

5 TIPOS DE SAL PARA SUSTITUTIR LA SAL COMÚN (REFINADA)

PANSALT: es sal iodada de Helsinki (Finlandia), ayuda a reducir la hipertensión y los problemas cardiovasculares.

SAL HAWAINA: es una sal que contiene óxido de hierro proveniente de la arcilla volcánica, es una sal que se utiliza en dietas para desintoxicar el organismo.

SAL KALA NAMAK: es una sal extraída de las montañas de la India, es muy parecida a la sal de Himalaya en cuanto a sus beneficios, pero se debe de evitar su consumo de forma excesiva. Kala namak contiene hierro, azufre y magnesio, es reducida en sodio, es una sal que evita el estreñimiento y puede fortalecer el cabello.

AGUA DE MAR: el agua de mar es válida si es de zonas limpias y profundas poco habitadas por barcos y por personas, donde habitan una multitud de peces pequeños, se puede coger agua de mar y mezclar la otra mitad de agua normal para hacer de cocinar, normalmente debe de llevar más agua normal que agua de mar, para que su sabor no sea tan fuerte. (cocinando con un poco agua de mar evitamos tener que aplicarle sal a las comidas).

SAL DEL HIMALAYA: para mi es la favorita, es una sal que se extrae de las montañas del Himalaya, es la más recomendable, cuidado en el mercado existen algunas marcas que no son sal de Himalaya pura, podría tratarse de un engaño.

La sal del Himalaya contiene los 84 elementos naturales que encontramos en el cuerpo humano. A ello le debemos la cantidad de beneficios para la salud humana.
Es muy rica en minerales y oligoelementos como el calcio, hierro, magnesio y potasio. Su color rosado proviene del hierro.

Sus beneficios para la salud

• Regulador del agua corporal.
• Previene los calambres de nuestros músculos por su contenido en magnesio.
• Actúa como hipnótico, por lo que es estupenda para mejorar y regular el sueño.
• Previene la aparición de las varices porque mejora la circulación.
• Equilibra el nivel de azúcar en sangre.
• Equilibra la excesiva acidez de las células, en especial las del cerebro.
• Buen preventivo en casos de sinusitis, mucosidad o flemas, asma, dolor de garganta y anginas (entre otros).

NOTA: los hipertensos puede consumir un poco de sal de Himalaya

Compartir

Dejar una respuesta